Compartir:

La biodiversidad de nuestro planeta está enfrentando una crisis de proporciones sin precedentes. La urbanización, el desarrollo industrial y, como consecuencia, la contaminación están causando daños irreparables. Hay regiones en la Tierra caracterizadas por una gran diversidad ecológica. La preservación del segundo tipo de territorio es una de las tareas más importantes de la humanidad, ya que la diversidad natural de especies es una garantía de estabilidad ambiental. En este momento, muchas regiones de todo el mundo cumplen con los criterios inherentes a los puntos críticos ecológicos, que tienen el estatus oficial de «puntos críticos ecológicos«. Según la información proporcionada por Conservation International, cubren menos del 3% de la superficie terrestre, pero albergan más de la mitad de las especies de plantas endémicas del mundo y casi el 43% de las especies endémicas de aves, mamíferos, reptiles y anfibios. Por eso es tan importante concienciar, promover y discutir los puntos críticos ecológicos. El objetivo principal de esta publicación es popularizar temas ambientales en puntos críticos naturales y promover un sentido de uso responsable de los recursos naturales en la sociedad.

¿Qué es un punto crítico ambiental?

Desde bosques exuberantes y verdes hasta montañas magníficas, algunas regiones de la Tierra son irreemplazables. Muchas de estas regiones son puntos críticos ecológicos, áreas rebosantes de vida, pero también en alto riesgo de colapso. De hecho, estas áreas comprenden alrededor del 60% de las especies de aves, mamíferos, reptiles y anfibios del mundo, muchas de las cuales solo se pueden encontrar en estas áreas. En otras palabras, los puntos críticos ecológicos son a menudo sinónimo de crisis de conservación.

«¿Qué áreas son las más importantes para la conservación ecológica a escala mundial?» Norman Myers planteó esta pregunta en sus dos artículos publicados en 1988 y 1990 en The Environmentalist, donde se acuñó el concepto de puntos críticos ecológicos por primera vez. Siguiendo sus ideas, para que una región sea considerada como un punto crítico ambiental, debe cumplir dos criterios estrictos:

¿Cuáles son los diferentes tipos de puntos críticos?

Aquí discutiremos los cuatro tipos básicos de puntos críticos ecológicos convencionalmente utilizados para clasificar los puntos críticos de biodiversidad.

Puntos críticos en ambientes acuáticos. Estos abarcan regiones de océanos, mares, lagos, aguas subterráneas y otros cuerpos de agua que están experimentando una grave crisis de conservación. Estas áreas albergan una variedad de especies animales acuáticas amenazadas, como especies de peces marinos y de agua dulce, que enfrentan cada vez más la degradación ambiental en sus hábitats.

Puntos críticos relacionados con el aire. En tales áreas, las emisiones de gases, los contaminantes físicos y químicos en el aire y el agravamiento del efecto invernadero son de preocupación primordial.
Puntos críticos ecológicos. Estas son áreas que están en grave peligro de perder su biodiversidad única. Según la Lista Roja de Especies Amenazadas publicada por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza y los Recursos Naturales (UICN), estos puntos críticos albergan más del 79% de los anfibios en peligro de extinción, el 63% de las aves en peligro de extinción y el 60% de los mamíferos en peligro de extinción.

Puntos críticos, ecológicos antropogénicos. En todo el mundo, podemos ver un número sustancial de personas que viven cerca o en áreas de puntos críticos ecológicos. Esto incluye a algunas de las poblaciones más pobres, muchas de las cuales dependen de ecosistemas saludables para su sustento y bienestar. La sostenibilidad de estos ecosistemas es fundamental para que esas poblaciones sobrevivan, proporcionando agua limpia y regulando el clima. A menudo, estos puntos críticos ecológicos tienen una de las densidades de población más altas del mundo, aunque esto no significa que la relación entre los humanos y la diversidad natural sea simplemente que más personas causan más impactos ecológicos. En este caso, es la actividad antropogénica sobre el medio ambiente la que desempeña un papel decisivo. Tales actividades suelen ser la deforestación debido a la sobreexplotación de bosques valiosos, el uso intensivo de productos químicos en el suelo y la eliminación de residuos humanos no tratados.

punto caliente ambiental

¿Cuál es un ejemplo de un punto caliente ambiental?
Existen una gran cantidad de puntos calientes de biodiversidad reconocidos en el mundo. Además, algunas regiones no están oficialmente en la lista de puntos calientes ecológicos, pero los problemas ambientales allí también han alcanzado un punto crítico. Aquí hay algunos ejemplos de ubicaciones de puntos críticos ambientales en el mundo.

En Asia, el verdadero punto caliente ambiental es la capital de India, Nueva Delhi. La razón es el smog tóxico que ha envuelto la capital, convirtiéndola en la capital más contaminada del mundo durante varios años. Las razones de la mala calidad del aire son la contaminación industrial y las emisiones de vehículos durante todo el año. La contaminación del aire también alcanza su punto máximo debido a la quema de cultivos. Los incendios de madera, la quema de estiércol de vaca, los incendios en tierras de cultivo, los gases de escape de generadores diésel, el polvo en el sitio de construcción y la quema de basura contribuyen a la crítica contaminación del aire en la ciudad. Hablando de la contaminación del aire, también deberíamos mencionar a El Cairo en Egipto. Allí, los niveles de material particulado fino PM10, y PM2,5, que representan el mayor riesgo para la salud humana, son varias veces más altos que los niveles recomendados por la Organización Mundial de la Salud (OMS). El Ministerio de Salud egipcio informa que aproximadamente dos millones de personas en el país buscan atención médica anualmente por problemas respiratorios relacionados con la mala calidad del aire.

Otro punto caliente ambiental es Japón, donde hay una matanza masiva de ballenas y delfines, en contra de las regulaciones de la CBI. Aunque el gobierno japonés afirma apoyar fuertemente la protección de especies en peligro de extinción, y la caza científica de ballenas es necesaria para recopilar información sobre el estado de varias poblaciones, la Corte Internacional de Justicia dictaminó en 2014 que Japón debe detener su caza de ballenas en la Antártida.

En Europa, el verdadero punto caliente ambiental es Ucrania, donde la lucha está destruyendo la tierra. La naturaleza tarda 10.000 años en formar tierra negra. Una explosión de misiles en el mismo lugar tarda un instante en destruirla. Ya se han destruido 90.000 toneladas de suelo por explosiones en el este de Ucrania.

¿Dónde puedo agregar información sobre puntos críticos ambientales?
La biodiversidad mundial está experimentando una catastrófica crisis ecológica. Varios factores naturales y antropogénicos están destruyendo la diversidad natural del medio ambiente: urbanización, contaminación del agua, del suelo y del aire, y enfermedades. Las especies están desapareciendo más rápido que nunca. Para evitar la catástrofe, es importante proteger los hábitats de la diversidad natural.

Por lo tanto, cualquier persona informada sobre los puntos críticos ecológicos debería poder compartir y brindar acceso a esta información. Se han creado portales especiales en Internet con este propósito. En particular, para conocer los puntos críticos ambientales en el mundo, se puede encontrar información en el recurso EcoHubMap. Además, si hay información actualizada sobre puntos críticos ambientales en el mundo, se puede agregar un punto crítico ambiental aquí.

Fuente: ecoinventos.com

Compartir:
Compartir:

Descubre cómo la tecnología natural de bajo coste puede ayudar a purificar el aire y mejorar la calidad del aire en nuestras ciudades. Conoce las diferentes opciones disponibles y los estudios de casos exitosos. Una solución eficaz y sostenible para un problema global.

La contaminación del aire es un problema global que afecta a la salud de las personas y al medio ambiente. La contaminación del aire interior en edificios y viviendas también es un problema grave, ya que pasamos la mayor parte de nuestras vidas en espacios cerrados. La contaminación del aire se debe a diversas fuentes, como la industria, el transporte y la quema de combustibles fósiles.

La contaminación del aire tiene un impacto negativo en la salud humana, incluyendo problemas respiratorios, cardíacos y el cáncer. Además, también contribuye al cambio climático y al deterioro de la biodiversidad.

Es importante encontrar soluciones eficaces para purificar el aire y mejorar la calidad del aire en nuestras ciudades. Sin embargo, muchas de las tecnologías existentes son caras y pueden tener un impacto ambiental negativo. Por lo tanto, es crucial encontrar soluciones de bajo costo y sostenibles para abordar este problema. Una de estas soluciones son las tecnologías naturales de purificación de aire.

Tecnologías actuales de purificación de aire
Existen varias tecnologías actuales utilizadas para purificar el aire, algunas de las cuales incluyen:

Filtros de aire: Los filtros de aire se utilizan para eliminar las partículas y contaminantes del aire. Sin embargo, estos filtros requieren ser reemplazados con frecuencia y pueden ser costosos.

Purificadores de aire electrónicos: Estos purificadores utilizan corriente eléctrica para ionizar y atrapar las partículas del aire. Aunque son eficaces, también pueden ser costosos y requieren un mantenimiento regular.

Sistemas de ventilación mecánica: Estos sistemas utilizan ventiladores y conductos para eliminar el aire viciado y reemplazarlo con aire fresco. Sin embargo, estos sistemas pueden ser costosos de instalar y operar.
Tecnologías químicas: existen tecnologías químicas para purificar el aire, como los purificadores de aire con ozono, pero estos pueden tener efectos negativos en la salud humana y no son recomendados para su uso en espacios cerrados.

En general, estas tecnologías son eficaces para purificar el aire, pero a menudo tienen limitaciones en términos de coste e impacto ambiental. Además, algunas de ellas pueden tener efectos negativos en la salud humana si no se usan adecuadamente.

Tecnologías naturales de purificación de aire
Las tecnologías naturales de purificación de aire son aquellas que utilizan procesos y elementos naturales para limpiar el aire. Algunos ejemplos de estas tecnologías incluyen:

Sistemas de filtración de aire naturales: Estos sistemas utilizan materiales naturales como la lana de roca, la lana de vidrio y la lana de cáñamo para filtrar las partículas del aire. Estos sistemas son más ecológicos y menos costosos que los filtros de aire tradicionales.

Purificación por plantas: Las plantas tienen la capacidad de absorber y neutralizar los contaminantes del aire mediante la fotosíntesis. Algunas plantas específicas son más eficaces que otras para purificar el aire.
Sistemas de purificación por biotecnología: Los sistemas de purificación por biotecnología utilizan microorganismos y procesos biológicos para eliminar los contaminantes del aire. Por ejemplo, los sistemas de purificación con microorganismos como bacterias y hongos pueden ser usados para eliminar compuestos orgánicos volátiles y otros contaminantes.

En general, las tecnologías naturales de purificación de aire son una opción sostenible y económica para mejorar la calidad del aire. Además, son menos impactantes para el medio ambiente y no tienen efectos negativos para la salud humana. Sin embargo, es importante tener en cuenta que estas tecnologías pueden requerir un mantenimiento y una planificación adecuados para ser efectivas.

Estudios de casos
En 2010, un edificio en Rotterdam, Países Bajos, implementó un sistema de filtración de aire natural con lana de roca para purificar el aire interior. El sistema redujo significativamente la cantidad de partículas en el aire y mejoró la calidad del aire en el edificio.

En 2011, un estudio realizado en China encontró que la purificación del aire mediante plantas puede reducir significativamente los niveles de dióxido de carbono y compuestos orgánicos volátiles en ambientes interiores.
En 2014, un hospital en Estados Unidos instaló un sistema de purificación de aire por biotecnología que utiliza bacterias para eliminar los compuestos orgánicos volátiles del aire. El sistema mejoró significativamente la calidad del aire en el hospital y redujo la incidencia de infecciones respiratorias.
En 2016, un estudio realizado en Japón encontró que la purificación del aire mediante plantas puede reducir significativamente los niveles de formaldehído, un compuesto orgánico volátil que se encuentra comúnmente en productos de construcción y mobiliario.

En 2018 una ciudad en India, Pune, implementó un sistema de purificación de aire por biotecnología que utiliza hongos para eliminar los compuestos orgánicos volátiles y los contaminantes del aire. El sistema ayudó a mejorar significativamente la calidad del aire en la ciudad y a reducir la incidencia de enfermedades respiratorias.

Estos ejemplos muestran que las tecnologías naturales de purificación de aire son efectivas para mejorar la calidad del aire y pueden ser implementadas en una variedad de entornos. Sin embargo, es importante tener en cuenta que cada proyecto debe ser diseñado y adaptado a las condiciones específicas del lugar.

Fuente: ecoinventos.com

Compartir:
Compartir:

En un vídeo viral, Daniel Toben se mete hasta la cintura en un arroyo lleno de botellas de plástico, balones de fútbol, latas y otros desperdicios para limpiarlo.

Encontré este arroyo en el campus que estaba lleno de botellas de plástico, y era deprimente.

Limpio el planeta y espero que puedan ver y disfrutar de este lapso de tiempo.

Daniel Toben

Toben se ha propuesto embellecer el planeta recogiendo basura de carreteras, parques y arroyos.

En una semana normal, suelo hacer dos limpiezas. Llevo haciéndolo tanto tiempo que la gente me envía correos electrónicos, mensajes de texto o mensajes en Facebook y me dice dónde tengo que ir a limpiar.

Daniel Toben
Dice que todo empezó cuando descubrió un arroyo plagado de residuos cerca de su residencia universitaria en N.C. State hace más de una década.

Encontré un arroyo en el campus lleno de botellas de plástico, y era deprimente. Era una falta de respeto al medio ambiente. Lo limpié en secreto y se lo oculté a la gente, y era una especie de santuario para mí.

Daniel Toben

Ahora, dice, la limpieza forma parte de su personalidad. Ha recogido más de 8 millones de trozos de basura, llenando más de 8.300 bolsas. Incluso gestiona una cuenta Patreon donde la gente puede ayudar a financiar más bolsas de basura.

Toben no solo se ha convertido en una sensación viral por su trabajo de limpieza, sino que también ha inspirado a otros a actuar. Cuenta a CBS17 que varias personas se han puesto en contacto con él para unirse a su iniciativa.

La basura, especialmente de plástico, se está convirtiendo en un problema cada vez mayor para el planeta Tierra. Cada año llegan a los océanos ocho millones de toneladas de residuos plásticos. Además de ser antiestética, esta basura puede transmitir enfermedades, virus y parásitos a las personas por contacto directo e indirecto.

Esta basura también es costosa. La basura de las autopistas, por ejemplo, debe recogerse a diario para mantener la seguridad de los conductores. Esto desvía recursos de otros proyectos como la reparación de carreteras, según Texas Disposal Systems. Keep America Beautiful calcula que EE.UU. destina 11.500 millones de dólares al año a la limpieza de la basura. Una encuesta realizada en 2009 por la organización también reveló que la basura puede afectar negativamente al valor de las propiedades y a la decisión de las empresas de instalarse en una comunidad.

Y luego están las consecuencias medioambientales. La basura puede enredar o estrangular a los animales, que a veces también la consumen en forma de microplásticos. Millones de animales mueren cada año por consumir objetos dañinos o enredarse en la basura.

Aunque lo mejor sería que nunca se produjera toda esta basura, lo mejor es salir a limpiarla. El trabajo de Toben no sólo beneficia al medio ambiente, a nuestra salud y a nuestro bolsillo, sino que además es muy divertido, dice.

Es literalmente una actividad en la que no piensas mientras la estás haciendo, es como un buen momento para estar en un espacio creativo y pensar en cualquier cosa.

Daniel Toben

Compartir:
Compartir:

Conoce el Plogging, la nueva tendencia que combina ejercicio y cuidado del medio ambiente. Descubre cómo puedes hacer una diferencia positiva mientras te mantienes en forma y te diviertes. Únete a la comunidad global de Plogging y haz una diferencia real.

Qué es el Plogging
El Plogging es una actividad deportiva y medioambiental que combina jogging (correr) con la recogida de basura.

Los participantes recogen la basura y los desechos mientras corren o caminan, creando así una forma de mantenerse en forma mientras hacen una contribución positiva al medio ambiente.

El Plogging es un movimiento en crecimiento en todo el mundo, con comunidades y grupos que se reúnen para hacer ejercicio y limpieza en playas, parques y otros lugares públicos.

Cómo funciona el Plogging
El Plogging es una actividad que combina ejercicio y cuidado del medio ambiente al recoger la basura y los desechos mientras se hace ejercicio al aire libre. Los participantes normalmente llevan una bolsa o una caja para recoger los desechos y desecharlos de manera adecuada después.

El Plogging se puede hacer corriendo, caminando o incluso andando en bicicleta, dependiendo de las preferencias y habilidades individuales. Durante la actividad, los participantes buscan y recogen la basura y los desechos que encuentran en su camino, contribuyendo así a la limpieza del medio ambiente y creando un entorno más saludable y sostenible.

El Plogging combina dos cosas importantes: mantenerse en forma y hacer una contribución positiva al medio ambiente. Al mismo tiempo que se hace ejercicio, los participantes también están ayudando a la naturaleza y a la comunidad, creando un sentido de satisfacción y logro adicional.

Ventajas de practicar Plogging
Practicar Plogging tiene muchas ventajas, tanto a nivel individual como para la comunidad y el medio ambiente. Algunas de las ventajas incluyen:

Mantenerse en forma: es una forma efectiva de hacer ejercicio al aire libre y mejorar la salud física. Al correr o caminar mientras se recolecta basura, los participantes pueden quemar calorías y mejorar su condición física.

Mejorar el medio ambiente: Al recoger la basura y los desechos, los participantes pueden ayudar a mantener los parques, playas y otros espacios públicos limpios y saludables.

Sensación de logro y satisfacción: Al hacer una contribución positiva al medio ambiente, los participantes pueden sentir una sensación de logro y satisfacción.

Conectar con la comunidad: es una actividad social y puede ser una forma de conocer gente nueva y hacer nuevos amigos con intereses similares.

Fomentar la conciencia medioambiental: los participantes pueden ser un ejemplo para otros y fomentar la conciencia medioambiental en su comunidad.

Reducir la cantidad de desechos en el medio ambiente: Al recoger la basura y los desechos, los participantes pueden reducir la cantidad de desechos en el medio ambiente y prevenir la contaminación.

Cómo el Plogging se ha vuelto popular en todo el mundo

El Plogging se ha vuelto popular en todo el mundo en los últimos años, especialmente como resultado de la creciente conciencia medioambiental y la necesidad de mejorar la salud física. La combinación única de ejercicio y cuidado del medio ambiente ha atraído a muchas personas que buscan una forma significativa de mejorar su salud y hacer una contribución positiva a la comunidad y el medio ambiente.

El impacto en la comunidad y el medio ambiente ha sido significativo. Al recoger la basura y los desechos, los participantes pueden mejorar la salud y la apariencia de los parques, playas y otros espacios públicos. Al mismo tiempo, la actividad también puede fomentar la conciencia medioambiental y la sensación de responsabilidad hacia el medio ambiente.

Además, puede ser una forma efectiva de involucrar a la comunidad en actividades medioambientales y fomentar una cultura de cuidado y protección del medio ambiente. Al organizar eventos de Plogging en la comunidad, se pueden crear oportunidades para que las personas interactúan y trabajen juntas en una causa común.

Consejos para aquellos que desean comenzar a practicar Plogging.
Aquí hay algunos consejos para aquellos que desean comenzar a practicar Plogging y hacer una diferencia positiva:

Investiga sobre el Plogging: Aprende más sobre el Plogging, sus objetivos y su impacto en el medio ambiente.
Reúnete con amigos o familiares: El Plogging es una actividad divertida y social que se puede disfrutar en grupo. Reúnete con amigos o familiares para hacerlo juntos.

Prepara tus herramientas: Asegúrate de tener guantes y una bolsa de recolección de basura antes de comenzar.
Elige un lugar: Elige un parque o playa cercana que desees limpiar y haz un plan para recorrer la zona.
Disfruta del ejercicio: Disfruta del ejercicio y del aire fresco mientras recoges la basura.
Hazlo un hábito: Trata de hacer Plogging una vez al mes o más frecuentemente si es posible.
Comparte tus experiencias en las redes sociales: Comparte tus experiencias y logros con tus seguidores en las redes sociales para inspirar a otros a unirse a la causa.

Recuerda que cada pequeña acción puede tener un impacto significativo en el medio ambiente. Al practicar Plogging, estás haciendo una contribución positiva a la comunidad y al medio ambiente, mientras te mantienes en forma y te diviertes al mismo tiempo.

Fuente: ecoinventos.com

Compartir:
Compartir:

Si vives en cualquier país mínimamente desarrollado, en los últimas décadas nos meten por los 5 sentidos estos dos palabros y la población en general parece no concienciarse del todo. ¿Hay que hacerlo? ¿Tenemos que ser nosotros individualmente los primeros concienciados? Son preguntas al aire que me hago que tienen difícil respuesta y seguramente daría para debates interminables. Seguimos con nuestras vidas y la realidad es que salvo imposición legal, impuestos varios (excesivos incluso), campañas educativas e incluso agendas europeas como la 2030 (también con matices que habría que tratar a fondo…), el porcentaje que intenta llevar este tipo de vida es mínimo.

¿Qué significa vida sostenible? ¿Sostenible con quién? ¿Con qué? ¿Se puede llegar a esto? ¿Quién pone los límites de lo que se considera sostenible o no? Hagamos una reflexión y centrémonos en la parte que nos toca de este blog que al fin y al cabo es la agricultura en toda su dimensión (tanto la de autosuficiencia como la tecnificada como negocio rentable).

Amplitud del término «vida sostenible»

Esto es amplísimo. Resumamos qué hace un habitante medio de casi cualquier país europeo:

  • Tiene un trabajo
  • Tiene una casa
  • Invierte tiempo y dinero en ocio
  • Se va de vacaciones 1 o 2 veces al año
  • Tiene al menos un medio de transporte propio (coche en la mayoría de casos).
  • Consume alimentos
  • Consume bienes y servicios

Entendemos por vida sostenible, aquella vida que satisface nuestras necesidades (individuales, colectivas…) generando el mínimo impacto en los recursos naturales, de manera que permita a las generaciones futuras vivir un entorno saludable, de recursos no agotados y a la vez manteniendo un crecimiento o una sostenibilidad económica que nos permita llegar a las metas personales que cada uno se proponga.

¿Qué consideramos hoy por vida sostenible? Aquí tenemos un ejemplo de blog sobre vida sostenible. ¿Lo es realmente? Eso te dejo que lo decidas tú. Yo voy a poner dos extremos a continuación para sentar unas bases de qué podría ser y qué no.

Si nos fuéramos al primer extremo, un ermitaño, un eremita, un asceta serían extremadamente sostenibles. Son los mayores entes ecologistas que existen. Personas con una profunda vida interior que viven en solitario, haciendo un uso energético mínimo, prácticamente sin impactar en el medio, con lo justo para vivir. Todos tenemos claro que esa vida no la podemos llevar los 8000 millones que somos. Casi todos ni querríamos llevar ese tipo de vida.

En el otro extremo, una persona con suficiente dinero, apalancada en hábitos extremadamente consumistas (que no capitalistas, que no es lo mismo), devoradora de energía sería el extremo opuesto ¿no? El capitalismo se fundamenta en el trabajo, el ahorro y la inversión, no en el consumo. El consumismo es otra cosa.

Si te das cuenta, la tendencia social general tira más a este lado de la balanza que al otro. Aunque tengas pajitas de bambú en vez de plástico, aunque tengas una caldera de condensación, aunque compres cosas «certificadas como eco», aunque te compres un «coche eco», aunque compres el café o el cacao en el comercio justo, aunque compres ropa eco, aunque tengas tres cubos de colores en la cocina para reciclar, aunque cultives 4 tomates en el balcón… Puedo poner mil ejemplos más pero creo que se entiende el argumento. ¿Crees que eso es suficiente para evitar un consumo energético desmesurado y un desgaste material de planeta?

Las comodidades, el tenerlo todo fácil, a golpe de tarjeta, que me lo traigan, que me lo den hecho para que pueda dedicarme a lo que realmente quiero es lo que me empuja a satisfacer necesidades y a invertir mi tiempo y dinero en consumir para no tener que hacerlo yo. Necesidades reales o necesidades impuestas. ¿Necesitamos un coche? ¿Necesitamos un smartphone? ¿Necesitamos irnos de vacaciones a la otra punta del mundo al menos una vez cada año o 2 años? Igual sí, igual no. Depende de cada uno. Unos sacrificarán unas cosas, otros otras, otros ninguna, porque ¿quiénes somos para impedirle viajar a alguien? Si considero que ir a trabajar andando o en bici es un hábito de vida sostenible ¿te puedo criticar por ir en coche?, ¿te lo puedo prohibir?.

En lo que nos toca, la agricultura, hay un término que define en su máxima expresión la sostenibilidad en este ámbito. LA PERMACULTURA

¿Qué es la permacultura?

Esto ya lo hemos tratado en Agromática en artículos de hace bastantes años. Te los dejamos por aquí, pero te hacemos un pequeño resumen. La permacultura responde a 7 principios en los que, siendo realista, hay que matizar ciertas cosas según mi opinión.

  • Manejo de la tierra y la naturaleza (bancos de semillas, regeneración de entornos y ecosistemas, convivencia de plantas en estos biomas naturales… (esto muchas veces se pelea con los rendimientos productivos a la hora de alimentar a tanta gente. Es un dilema complicado).
  • Bioconstrucción: Construcción de casas lo más pasivas posible (esto es algo muy complejo en las sociedades y urbes actuales). Se tiende a ello con los certificados energéticos de las viviendas pero son imposiciones gubernamentales mal ejecutadas que acaban teniendo partes negativas que no compensan el beneficio global.
  • Herramientas y tecnología: basado en el uso de energías renovables y el aprovechamiento eficiente. Tal y como estamos con la energía en 2022 es un tema que levanta ampollas y muy dificil de tratar por cómo (no) ha llevado Europa la transición energética.
  • Educación y cultura: Conciencia social y educación de forma holística en todos los ámbitos de la vida. Aquí entra la disyuntiva de si eso implica en imponer una cultura a gente que no quiere aceptarla. ¿Aceptarías ser un ermitaño para no contaminar? Yo dejo ahí la pregunta y la reflexión corre de tu cuenta.
  • Bienestar físico y espiritual: Alimentación saludable, deporte… En eso estamos de acuerdo.
  • Economía y fianza: Basada en el intercambio, el ahorro, bajo consumo. En muchos casos incompatible con los modelos de producción actuales. No digo malos, digo actuales. No juzgo si son malos o no, pero la realidad es que dan de comer a mucha gente. Y sustituir eso es difícil.
  • Tenencia de la tierra y gobierno comunitario: La idea de la cooperativa está a la orden del día en este ámbito y no me parece mala idea. Asociaciones civiles libres de ponerse de acuerdo en cómo gestionar tierras individuales para un bien común.
permacultura, vida sostenible

Podrás encontrar muchos más matices de lo que significa la permacultura. Nos ha llamado la atención el concepto de la permacultura según Diario responsable que ya incluso diferencian entre permacultura urbana y rural. Y tiene bastante sentido. Muchos de los principios antes descritos son difícilmente abarcables en urbes y seguro que hay matices que hay que modificar, o readaptar para llegar a tendencias similares pero no iguales. Todas esas pegas que pongo en los 7 principios, quizá se puedan acomodar dentro de pequeños gestos enmarcados dentro del concepto permacultura urbana.

¿Tener un huerto es una forma de permacultura?

Es un pequeño gesto sí. Ahora bien. Si hablamos de rendimientos, gasto, contaminación y recursos utilizados para cultivar un huerto igual te sale más caro que comprar la fruta y verdura. Además, energéticamente igual no sale tan «eficiente«. Imagina aquella persona que tiene un huerto a 5-15 km de su vivienda (en las ciudades ocurre más de lo que parece), en una parcelita en un pueblo cercano. Si usa el coche para ir y venir a regar, toda esa buena intención, se quema en forma de litros y litros de gasoil. Mejor ve a la tienda de abajo de casa, compra los tomates.

Si vas a cultivar un huerto por razones medioambientales plantéate el resto de tu existencia de la misma forma. El transporte, la alimentación, el ocio, los bienes materiales…todo. Es la única manera de acercarse al ideal de la permacultura sin llegar a caer en la hipocresía más absoluta.

Cultivar tus propios alimentos en un jardincito usando o no la permacultura como ideal para impactar menos en el planeta es una fantástica idea casi utópica a la que tender pero no te digas a ti mismo que estás ayudando al planeta porque la realidad es que de lo que cultivas a lo que consumes durante el año no creo ni que llegue al 10%. El otro 90 lo compras de la agricultura y ganadería tradicional. Hablo en general. Si lo haces, hazlo porque te gusta, porque quieres aprender, porque quieres ver crecer aquello que normalmente compras en bandejas, por afición… Porque los beneficios de cultivar un huerto son muchos, pero llegar a la autosuficiencia alimentaria requiere mucho más esfuerzo de lo que nos pensamos.

¿Crees que llevas una vida sostenible? ¿Ha cambiado tu percepción sobre al asunto al leer este artículo? Déjanoslo en los comentarios.

agromatic.com

Compartir: